Profesora UC enumera desafíos en torno a educar en la diversidad

claudiaportada

Claudia Matus, académica de la Facultad de Educación UC, detalló los principales desafíos de las escuelas chilenas frente al tema de la diferencia y la diversidad, durante una entrevista con el programa Elige Educar de radio Cooperativa. "Hay que evitar que las decisiones pedagógicas estén influidas por prejuicios y estereotipos" advirtió.

En medio de la reforma Educacional en marcha, y luego de la resolución del Tribunal Constitucional (TC) que rechazó 5 de las 6 impugnaciones que hicieran parlamentarios de la Alianza al proyecto de inclusión escolar (que pone fin al lucro, copago y selección), la académica e investigadora de la facultad de Educación de la UC Claudia Matus precisó los desafíos más importantes para las escuelas chilenas una vez que entre en vigor este nuevo marco jurídico para el sector.

Durante una entrevista con el programa Elige Educar de radio Cooperativa, Claudia Matus sostuvo que la nueva ley implicará consecuencias profundas a nivel de aula y de establecimiento escolar y que, entre otras variables, habría que pensar no sólo en "adicionar un nuevo contenido al currículo, sino en reflexionar sobre las prácticas cotidianas reales que suceden al interior de un colegio".

-Hay otros espacios en los que uno puede ver cómo esta matriz de género se reproduce en instancias que no son del todo pedagógicas. Por ejemplo en los recreos, en los patios, en la manera en cómo se dirige y hablan los apoderados con una profesora o profesor, o la manera en cómo se relacionan los adultos y los menores.

La investigadora precisó que "es muy difícil percatarse cuáles son aquellos lugares en donde las niñas y niños aprenden estos roles de géneros, que muchas veces se encuentran naturalizados o esencializados y que una vez que se ponen en práctica, generan tipos de discriminación o subvaloración".

Matus agregó que dentro del aula o el establecimiento, "se reproducen las lógicas en relación al poder y en cómo se ejerce el poder en el género", tal como sucede en el resto de la sociedad.

Pensar desde el dolor

Consultada por los periodistas de radio Cooperativa si como país estamos preparados para implementar esta ley de inclusión y si los docentes cuentan con las capacidades para enfrentar este desafío al interior del aula, Matus comentó que "en ese sentido los esfuerzos y las intenciones están bien dirigidas. Nosotros al menos acá en la Facultad de Educación de la Universidad Católica, hacemos un esfuerzo porque la formación de las futuras y futuras profesoras tenga esta formación que tiene que ver con hacer un ejercicio intelectual frente a estas categorías que usamos a menudo de manera tan fácil y recurrente, sin efectivamente pensar lo que estamos haciendo".

-Si yo no conozco cómo pensar los temas de género o raza o edad, lo más probable es que mis decisiones pedagógicas van a estar influenciadas por supuestos o por prejuicios o estereotipos que yo traigo y que nunca han sido pensados, ni trabajados –advirtió- Y por eso mismo, es necesario repensar la manera en que como país estamos realizando la formación inicial docente. Es necesario que logremos vincular lo que el Estado se propone, lo que la Academia investiga y lo que la escuela realiza a nivel de práctica de aula –declaró.

claudia interior

Otro punto a considerar es la influencia de las familias frente a estos temas, recordó Claudia Matus, que muchas veces pueden llegar a ser un apoyo decidido o una muralla que bloquea el avance de estas discusiones, tal como sucedió el año pasado con la polémica por "Nicolás tiene dos papás".

-Yo también expongo mi punto de vista de mamá permanentemente cuando trabajo estas temáticas. Comprendo plenamente como hay distintos poderes operando respecto a lo que significa pensar o repensar la escuela en relación a estos temas, pero hay que pensar esto desde otro lugar. Cuando el bullying, la violencia o la discriminación les suceden a nuestros hijos, ahí cambia la cosa, cuando a uno le empieza a doler. Hay que partir desde allí, desde el dolor; eso cambia totalmente la visión.

"La pregunta que deben hacerse los padres es qué hacer si ven que sus hijos van a estar constantemente abusados o discriminados, en desmedro frente al poder de la mayoría, en situaciones que son bien concretas y fáciles de nombrar: xenofobia, racismo, homofobia, misoginia... Entonces, cómo hacer para que nuestros hijos aprendan a reconocer estas situaciones y no las permitan, no las toleren. Ahí aparece la influencia de un docente, ya que puede cambiar la vida de nuestros estudiantes" valoró la académica de Educación UC.

Matus finalizó reiterando que "un profesor detenta un gran poder, que consiste justamente en generar espacios que sean seguros y con igualdad de derechos para todos y todas. Cuando uno pone estas variables en contexto, no son tan pequeñas. Implican formación, ejercicio, definiciones que tiene que ver con cómo yo elaboro y pienso los criterios para tomar decisiones pedagógicas" señaló.

Matus finalizó recordando que desde el proyecto de Normalidad y Diferencia que ella dirige desde la UC, los investigadores sociales que forman parte del anillo están tratando de "pensar en salas más inclusivas, más democráticas y que tiendan a la justicia social".